Pregón de San Ginés 2007

volver

POR  JUAN GOPAR BETANCORT

 Juan Gopar

Fuente: CRÓNICAS DE LANZAROTE DIGITAL
14 de agosto de 2007

(…) “El artista Juan Gopar inaugura los Sangineles con un emotivo pregón en el que ensalzó sus lazos afectivos con la ciudad.

A la cita acudieron multitud de vecinos y representantes políticos del Ayuntamiento de Arrecife; entre otros, el alcalde, Enrique Pérez Parrilla, el concejal de Festejos, Miguel Ángel Ferrer, el concejal de Urbanismo, Antonio Hernández, el vicepresidente del Cabildo, Fabián Martín, y el viceconsejero de Relaciones Parlamentarias, Mario Pérez.


Con la lectura de un emotivo pregón que corrió a cargo del artista Juan Gopar comenzaban este martes por la noche las fiestas de San Ginés, dos semanas dedicadas a desarrollar las actividades de un nuevo concepto de fiestas que tienen intención de recuperar el espíritu perdido del pasado. Gopar, que nació precisamente en el Charco, lugar en el que pronunció el pregón, estuvo respaldado en el acto por el calor del público y por varios representantes políticos del Ayuntamiento capitalino, entre ellos, el alcalde de la localidad, Enrique Pérez Parrilla, y el concejal de Festejos, Miguel Ángel Ferrer.
El pregón de Gopar, emotivo y lírico, fue un recorrido por el recuerdo que une al artista con el entorno que le vio nacer: Arrecife, y concretamente, al Charco, lugar en el que además tuvo lugar el acto. “Dar un pregón es siempre una invitación a la memoria, y es de esto de lo que quería hablarles, de la memoria, de los recuerdos, de qué recordamos, de cómo nos recordamos, de la relación que existe entre la memoria y nuestra felicidad o infelicidad. De alguna manera, somos lo que recordamos o lo que creemos recordar. Clarificar el sentido que el pasado tiene para el presente es una tarea que puede ayudar a entendernos”, dijo el artista.
Gopar no escatimó en piropos para el lugar que le vio nacer, quizá por aquello de que el entorno es el condicionante punto de partida de cualquier artista. “Pensemos por un momento que Arrecife es una persona, un cuerpo dotado de inteligencia. Pónganle un rostro. Entonces diríamos: Arrecife es una persona que no disimula nada, no se oculta, no se disfraza, es así, como esas niñas desobedientes a las que no les gustan los uniformes parvularios. No quiere estar guapa, se gusta así, como es, le gustan sus ojos castaños, su piel morena y su brillante pelo negro, no quiere parecerse a esos pueblos que representan la escenografía de la nada”, ensalzó.
Y cómo no, el pregonero también dedicó parte de su discurso a dar una visión personal de lo que representan las fiestas de Arrecife. “Todo empezó aquí, en esta roca. Si la ciudad es la gente en la calle, la fiesta debería ser la manifestación más clara de la ciudad, donde lo colectivo es vivido como sociedad puesta a hervir. La fiesta es el momento en que la ciudad nos ofrece su más nítido rostro, cuando nos dice: aquí estoy yo, soy esto. Si se mira desde lo alto en el momento de esplendor de la fiesta, se podría contemplar el cuerpo desnudo de la ciudad en un estado de excitación absoluta, esto es lo que soy, ni más ni menos. La fiesta no es obediente ni predecible, no podría serlo aunque se lo impongan, sin la sorpresa, sin lo inesperado, no habría fiesta. La fiesta es una promesa de felicidad, de confianza en el porvenir, sin ilusión y deseo no puede haber fiesta, nadie sale de su casa para pasárselo mal. La fiesta exige de nosotros un abandono a lo inesperado. Lo que diferencia a unas ciudades de otras no es su tamaño sino su vitalidad, su confianza en sí mismas, su autoestima…”
Además, Gopar destinó algunas de sus palabras a los mandatarios políticos, presentes algunos de ellos en el acto, al manifestar que “la ciudad es el lugar del civismo, de los hola y los adioses, de la participación en los quehaceres públicos, lugar de política, de ejercicio de poder. Pero para que haya ciudadanía se necesitan instituciones fuertes y representativas que no estén sometidas al dictado de los cuatro de siempre. La historia es la historia, sin duda. Pero todos, personas o ciudades, tenemos la posibilidad de elegir nuestro propio pasado. No se trata de falsearlo -el que pasó, pasó-, sino de elegir qué parte de nuestro pasado queremos que siga influyendo sobre el presente”.
Juan Gopar, pintor y escultor de 49 años, ha desarrollado desde su juventud un sinfín de trabajos y exposiciones, tanto a nivel individual como en encuentros colectivos. Entre otros lugares, ha expuesto su obra en diferentes puntos de la Península y el Archipiélago, además de en países como Finlandia, Alemania, Suecia, Bélgica o Inglaterra”.

Anuncios
Categorías: Pregones San Ginés | Etiquetas: , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: