Pregón del Carnaval 2000

 volverPOR    CACO SENANTE

caco

Conejeras, conejeros
señoras y caballeros
visitantes, transeúntes
vecinos y forasteros
escuchen lo que pregona
este chicharro, este isleño
que quiere hablarles con aire
de ripio más que de verso.

No hubo pueblo que conmigo
tuviera tan alto gesto
invitarme a que pregone
a que exprese lo que siento,
difícil van a encontrar
ante este acontecimiento
una pluma tan dispuesta
para contar lo que cuento.

Conejeros, conejeras
disfruten que es el momento
vivan estos carnavales
que aunque cuentan que antes
fueron
atrevidos y prohibidos
distintos, más parranderos,
hoy serán más trasgresores
que también debe ser bueno.

Por eso yo propondría
que los jóvenes, los viejos,
las doncellas, las casadas,
los curas y los obreros,
estallen en alegría,
que se divierta este pueblo
y aparezcan los disfraces
sin vergüenza ni complejo.

Que empiece a sonar la risa
máscaras, carnavaleros,
las parrandas y las murgas,
los cosacos, los vaqueros,
los que van de mamarrachos,
tres o cuatro mosqueteros.
Los típicos con los buches
que le meten marcha al cuerpo.

Y si se encienden las almas
y se rompen los silencios
y el alcohol prende pasiones
como pa ‘ir al infierno
que se cierren esas puertas
que ahora no es el momento
que aquí de lo que se trata
es que se divierta un pueblo.

Conejeras, conejeros
de corazón les deseo
disfruten en estas fiestas
y olviden por un momento,
el hambre y el terrorismo,
el desamor y el dinero,
la rivalidad, el futbol,
la oposición y el gobierno.

Le pondremos a Arrecife
un velo de terciopelo
que en estas mil y una noches
nadie debe estar de duelo
y en las calles y las plazas
árboles de caramelo
con ramas donde no aniden
pájaros de mal agüero.

En el extenso programa
que hay en estos carnavales
que no falta de nada
artistas muy singulares
zonas, concursos, piñatas
para todas las edades
provocadoras “drag-queenes”
de tentaciones carnales.

Entierro de la sardina
que después la quemaremos
y el coso con sus carrozas
pero no nos olvidemos
de murgas y de parrandas
de orquestas pa’ que bailemos
y hasta fuegos de artificio
para grandes y pequeños.

Que corra el vino y la risa
la amistad y el cachondeo
que nadie nos coma el coco
por unos mas, al menos.
Huyan todas las tristezas,
las envidias y los celos
que por el resto del año
que soportarlas, tendremos.

Y les pido que trasnochen
que muevan el esqueleto
al ritmo de las orquestas
que la música es pa’l cuerpo
el licor más exquisito
el más sabroso alimento
que se lo dice un cantante
que sabe un poquito de esto.

Y me apresto a terminar
que es hora de que bailemos
y no de que yo les canse
con improvisados versos
no quisiera despedirme
sin rogarles, resumiendo,
que disfruten de esta fiesta
sin parar ningún momento.

Que no vengan con historias,
ni nos cuenten ningún cuento.
Conejeras, conejeros,
de tan cerca y de tan lejos,
las mascaras, las parrandas,
vecinos y forasteros
acompáñenme en el grito
que se me escapa del pecho:
Viva Arrecife y su fiesta,
viva el carnaval del pueblo.

Anuncios
Categorías: Pregones de Carnaval | Etiquetas: , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: